Ratio: 0 / 5

Inicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivado
 

Ocurrió el miércoles en el Consejo Federal Pesquero en el marco de una agitada sesión, en la que se analizó una propuesta de distribución de la Reserva de Administración de la merluza negra para el periodo 2017 presentada por Tierra del Fuego en el acta Nº 23.

 

Enunciando los parámetros fijados por la Ley N° 24.922, periodo 2010-2015 “que pondera los criterios que refieren expresamente a historia de captura, mano de obra, producción e inversiones, previendo una detracción en caso de existir sanciones”,  la mencionada propuesta solicitaba que se le otorgue un porcentaje de 4,76 % para Estremar, un 26,01 % para Pesantar, y un 41,67 % para San Arawa.

Ante la solicitud, la Dirección Nacional de Coordinación Pesquera a cargo del abogado Juan Bosch presentó un informe detallado donde explica que la Ley N° 24.922 establece expresamente el período 1989/1996 para los parámetros de asignación de CITC y no el período 2010/2015

Entre otras consideraciones, el informe  explica que se trabajó sobre dos hipótesis; una el periodo 89/96 y la segunda hipótesis en el análisis de toda la información teniendo en cuenta el periodo 2010/ 2015, y se llegó a un porcentaje totalmente distinto de la propuesta presentada por Tierra del Fuego.

Así las cosas y ante la gran diferencia que se reflejaba en los porcentajes se supo que, tanto Bosch como el flamante consejero por el Estado Nacional, Oscar Fortunato amenazaron con iniciar una denuncia penal a los consejeros de Tierra del Fuego a quienes acusaron de fraguar los números para favorecer a la empresa San Arawa en detrimento de Estremar, Pesantar y Argenova.

Por su parte, fuentes allegadas al sector pesquero indicaron que la propuesta de los consejeros fueguinos no tuvo como propósito sacar ventaja sino ayudar a la firma San Arawa se halla en una situación crítica y de no contar con el porcentaje de la (RA) solicitado podría entrar en quiebra dejando a cientos marineros sin su fuente laboral.

La filial argentina Argenova, con una flota de 17 buques, prepara el concurso por falta de liquidez

01.05.2013 | 00:00

La filial argentina de Pescanova, Argenova SA, ultima la documentación para presentar la suspensión de pagos, según pudo contrastar FARO en fuentes de toda solvencia. La compañía está trabajando con su equipo legal para poder formular la petición de insolvencia en cuanto sea posible, ya que no está claro el marco legal a día de hoy. ¿Por qué no? Porque el juez de lo Mercantil número 1 de Pontevedra, Roberto de la Cruz, retiró al consejo y al presidente todas las funciones ejecutivas y, por tanto, no está claro quién puede tomar la decisión efectiva de suspender pagos por mucho que Argenova sea una empresa independiente (Pescanova posee el 94,99% del capital, y consolida en el grupo). Con este paso, al igual que ha sucedido con la matriz, Argenova pretende blindarse ante sus acreedores y abrir un plazo para negociar las deudas, cuya cuantía no ha trascendido.
La solicitud de concurso se presentará en los próximos días, toda vez Deloitte no hará ningún movimiento en la pesquera hasta este jueves. Será entonces cuando, previsiblemente, se pueda tomar la decisión de suspender pagos. La decisión se ha tomado ante la grave crisis de liquidez de la empresa que, como avanzó FARO, había tenido que amarrar parte de su flota por falta de combustible y dos buques cargados de merluza negra no habían podido desembarcar la mercancía por falta de personal. La pasada semana la dirección de la planta de Argenova en Comodoro Rivadavia (en la provincia de Chubut) decidió cerrar la planta sin previo aviso, lo que supuso el despido de 40 trabajadores. Además, también posee una sede en Buenos Aires.
La flota
El grueso de Argenova está, no obstante, en Puerto Deseado, donde tiene una factoría -alquiló las instalaciones de la expropiada Vieira- y 17 barcos. Se trata de doce buques tangoneros (para la pesca de langostino), tres poteros y dos palangreros. Según avanzó la prensa local, el máximo responsable de esta empresa, Jaime Pérez Pena, había tratado de alquilar cuatro de los barcos a empresarios locales, sin éxito. "La oferta de los barcos es tentadora, hace un par de semana Pérez Pena viajó a España para hablar con Fernández de Sousa y plantearle esa posibilidad. Regresó contento diciendo que tenía el visto bueno para realizar las operaciones, pero el entusiasmo le duró muy poco porque a los dos días el juez del concurso decidió suspender a Fernández de Sousa", detalló uno de los armadores al diario digital Mar y Pesca.

 

http://www.farodevigo.es/economia/2013/05/01/filial-argentina-argenova-flota-17-buques-prepara-concurso-falta-liquidez/801395.html

Incluso trascendió que el presidente de la compañía le habría enviado una nota al Ministro de Agricultura y Pesca,  Ricardo Buryaile proporcionando detalles de la situación de la empresa, aunque esto no pudo ser confirmado.

 Buscador Grupo Pladesemapesga con tecnología de Google

En el motor de búsqueda te ayudamos a encontrar exactamente lo que buscas.

 AyTP Acción y Transparencia Publica..
Otros articulos relacionados.....

Indecencia y falta de ética política de  las mareas bajo @XulioFerreiro + y @martinhonoriega +