Información
Enviar por ; Correo electrónico

“EN LOS PUERTOS, NO SE ENTIENDE COMPETITIVIDAD SIN ESTIBADORES”

Información
Diario Marítimo ; 21 Junio 2016 ; 3810 visitas
Inicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivado
 

ENTREVISTA PRESIDENTE AP.00 00 10 20.Imagen fija008En el marco de la Asamblea General de Coordinadora, en Gijón, el presidente de la Autoridad Portuaria, Laureano Lourido, compartió con los trabajadores de los puertos, sus pareceres sobre el modelo de estiba español, la profesión de estibador y la sentencia del Tribunal de Luxemburgo

21 de junio de 2016

Capitán de la Marina Mercante de profesión, Laureano Lourido ha desempeñado distintas responsabilidades en empresas públicas y privadas del sector portuario y naviero, la última como director gerente de la terminal de graneles sólidos de El Musel, European Bulk Handling Installation, S. A., (EBHISA); hasta llegar en septiembre del pasado año a la presidencia de la Autoridad Portuaria de Gijón.

En el marco de la Asamblea General de Coordinadora, celebrada la semana pasada en el puerto asturiano, Lourido compartió con los trabajadores portuarios su opinión sobre la profesión de estibador, sobre el modelo español y sobre la sentencia del Tribunal de Luxemburgo.

Conozco la estiba desde hace 26 años, no solo la española, también la de otros países europeos y latinoamericanos, y puedo decir sin rubor, que la estiba en España es competitiva”, expone el presidente y lo ilustra con un ejemplo de su enclave: “En Gijón tenemos la primera terminal granelera de España, entre las más importantes de Europa. Descargamos 35.000 toneladas al día, mientras que los grandes puertos europeos, como Amsterdam o Rotterdam, están haciendo contratos para descargar 30.000. Claramente somos competitivos, estoy absolutamente convencido, y este trabajo lo hacen los estibadores. También podríamos analizar otras mercancías y los resultados serían similares”.

En los puertos no compramos, no vendemos, no hacemos transformaciones; nuestra labor es hacer que las mercancías que pasan por nuestros enclaves lo hagan de la manera más competitiva posible, y el 80% de esa competitividad la aportan los estibadores. Así que, en los puertos, no se entiende competitividad sin estibadores”.

A Laureano Lourido le parece que el modelo portuario español “es bueno porque es competitivo” y, a la vez, entiende que la sentencia del Tribunal de Luxemburgo “servirá para que estemos acorde a los tiempos, nos modernicemos. Ahora bien, no creo que pueda hacerse sin consenso, necesario para todos los ámbitos de nuestra vida, cuánto más para un entorno laboral en el que, a veces, vivimos momentos complicados. Sin entendimiento no creo que pueda sacarse adelante un plan como el que exige Europa y opino que ese proyecto solo puede ser aplicable si se atiende a la exigencia razonable de dar garantía a la profesión, pues nadie mejor que los estibadores para hacer competitiva su labor.”